El fasting es una dieta/estilo de vida donde el consumo de alimentos esta restringido a unas horas, por ejemplo tienes 8 horas para comer y en las otras doce horas solo puedes tomar agua. EL cafe y el té estan permitidos pero sin azucar.

Existen muchas combinaciones de horas con las que puedas como 12-12, 16-8, 20/4, 24h o 48h. Nuevamente debe ser un profesional de la salud el que te ayude a escoger cual es el más adecuado para tu salud. El ayuno de 12 a 12 horas es la más fácil de hacer, pues es hasta común que alguien cene a las 8 y desayune 12 horas después.

El ayuno intermitente (Fasting), como las que siempre han existido. Recordemos que el hecho de que exista desde hace mucho tiempo, no la hace absolutamente cierta. Por eso vamos a ver como funciona, lo bueno y lo malo.

fasting o ayuno intermitente

Lo malo

Como todo régimen alimenticio, no es correcto empezarlo sin consultar con un experto. No porque a tu prima le funciono, significa que te va a funcionar igual a ti. Todos los cuerpos tienen diferentes necesidades de calorias. El fasting no esta recomendado ni para niños, adultos mayores, pacientes de cancer, personas con antecedentes de transtornos alimenticios o mujeres embarazadas.

Ventajas

La primera ventaja que se le puede ver al hacer ayuno intermitente de manera correcta, es la perdida de peso, pero se debe tener cuidado para evitar el rebote al dejar de hacerlo.

Los estudios del ayuno intermitente en animales, han demostrado que los ayuda a prolongar la vida y a protegerse contra el cáncer y algunas otras enfermedades degenerativas.

En humanos, que han realizado un ayuno intermitente bien controlado por un médico responsable se ha logrado varios beneficios. Puede ayudar a la oxidación de los ácidos grasos, a reducir el colesterol, los triglicéridos y a bajar el peso. Además parece ayudar a controlar los problemas de asma. También ha demostrado favorecer la regeneración celular y ayuda a mejorar la memoria y el aprendizaje.

Entradas relacionadas

Deja un comentario